Tal y como se avanzaba en la entrada anterior, tengo el placer de presentaros la primera de las cuatro nuevas canciones de Zemanski, titulada La Recompensa del Idealista Pertinaz.

Se trata de una composición con una larga historia detrás. Las primeras ideas y grabaciones se remontan al 20 de julio de 2015, cuando una peculiar melodía, con tintes melancólicos y reminiscencias western, comenzó a fraguarse en forma de silbido (aún presente en un fragmento de la versión final) y fue tomando forma muy despacio a través de una estructura de múltiples estrofas y secciones. La composición sufrió varios cambios y pruebas a lo largo de los meses siguientes. La versión final, tal y como se presenta hoy, consta en total de seis estrofas diferentes que se reparten entre intro, tres secciones intermedias y outro.

Una de las particularidades a nivel de instrumentación es que se trata de la última canción que se grabó con las pastillas originales Epiphone de la guitarra LP-100, y además se utilizaron cuerdas muy gastadas a propósito, para enfatizar los tintes de erosión que demandaba. Sólo hacia la mitad de la canción aparece un sonido más limpio, jugando con las pastillas del puente y el mástil a modo de transición antes de la parte final, completamente distinta a las dos anteriores.

Otro aspecto que requirió reflexión y muchas pruebas fue el sonido del instrumento solista. Inicialmente se barajó el silbido, pero no era suficientemente práctico, así que se probaron versiones de guitarra acústica y eléctrica. Al final se ha impuesto esta última opción. No obstante, no se descarta la presentación de una versión acústica más adelante, pues las últimas pruebas han demostrado que el resultado puede ser muy diferente y atractivo.

Al contrario que casos anteriores, La Recompensa del Idealista Pertinaz no estará presente en las plataformas digitales habituales. Sólo podrá ser escuchada y descargada desde Zemanski.comSoundcloud y Bandcamp.

0 49